Blogia
Aragón y Alcorisa

Cómo hacer tus días más verdes: Seize the day

Cómo hacer tus días más verdes:  Seize the day

A mucha gente le gustaría mantener un estilo de vida “más verde”, pero no saben como empezar. Como punto de salida en el Dia Mundial del Medio Ambiente, Hilary Osborne nos sugiere en The Guardian unos pocos y sencillos cambios a hacer en nuestra rutina diaria.

Seize the day

El Dia Mundial del Medio Ambiente es una gran oportunidad para observar nuestro estilo de vida y encontrar solución al como podemos reducir el impacto que nuestra forma de vida supone al planeta. Hay muchas pequeñas acciones que puedes intentar y que te ayudarán a ahorar energía y agua y a reducir los residuos y la polución de la que eres responsable. Aquí tienes una guía para hacer tus días más verdes desde que te levantes hasta que te acuestes:

 

  • Empieza el día con una ducha, pero hazla todo lo rápido que puedas. Mientras optamos por una ducha de unos 5 minutos en la que cerramos el grifo cuando no sea estrictamente necesario, estamos gastando sólo una tercera parte de lo que consumiríamos al tomar un baño. A largo plazo, se puede optar por adquirir cabezales de ducha eficientes que reducen el flujo.
  • En el desayuno, procura utilizar el agua indispensable para la preparación de tu café o infusión. Si todos utilizáramos el agua exacta que vamos a consumir, en lugar de llenar la cafetera u olla siempre, podriamos ahorrar anualmente la mitad de la energía necesaria para el alumbrado público del Reino Unido. Preparando un “café verde” ahorramos energía, lo que supone menos CO2 emitido a la atmósfera. También existen cafeteras y ollas ecológicas que, aunque se llenen, sólo utilizan la cantidad necesaria cada vez que se hace uso de ellas.
  • Después del desayuno, nos lavamos los dientes. No dejes el grifo abierto mientras lo hagas. La Agencia Mundial del Medio Ambiente dice que con esta práctica se van por el desagüe más de 5 litros de agua por minuto. Abre y cierra el grifo a medida que lo vayas necesitando o no o, mejor aún, utiliza un vaso.
  • Considera la posibilidad de usar la bicicleta, el autobús o el tren, antes que el coche. Si realmente no tienes otro remedio y tienes que conducir, contempla la posibilidad de compartir el trayecto con otros compañeros de trabajo que vivan cerca de ti o en el camino al trabajo. También puedes hacer uso de sitios web como Liftshare para encontrar a alguien que reúna el perfil necesario para ello.
  • En el trabajo, intenta no utilizar, en la medida de lo possible, productos perecederos o de un solo uso. Si bebes regularmente agua en la oficina, utiliza una botella rellenable, en lugar de un vaso desechable cada vez que lo hagas. Con la reutilización, una persona puede ahorrar unos 230 vasos de plástico al año.
  • En el almuerzo, decántate por productos con envoltorio biodegradable (o carton antes que plástico) Algunos establecimientos han comenzado a utilizar maicena para los envoltorios transparentes de sus productos. Si compras fruta, evita en lo posible envolver lo que no sea necesario, lo cual es más fácil en una frutería que en un gran supermercado. Utiliza tu bolso y tu cartera para guardar convenientemente tu comida siempre que puedas y evita el uso innecesario de bolsas de plástico. Mejor todavía, utiliza una fiambrera o elemento similar que puedas reutilizar diariamente y que únicamente necesite un lavado previo para su nuevo uso.
  • Procura mantener apagado tu ordenador y/o monitor siempre que puedas, y comprueba si puedes hacer lo mismo con los equipos de tus compañeros de trabajo. Con el ahorro de energía que esto supone en una oficina, ahorraríamos la energía suficiente como para poder conducir un coche normal una distancia de 100 millas.
  • Siempre que puedas, ten en cuenta que un lavado a mano de la vajilla utilizada para la cena, ahorra muchísima más agua y energía que un ciclo del lavavajillas (hasta 150 litros de agua al día). El lavavajillas solo es medioambientalmente rentable si está lleno.  Si buscas un nuevo lavavajillas, busca los modelos mas eficientes energéticamente y en ahorro de agua. Sin embargo, lavar a mano la vajilla no es todo lo limpio posible hasta que se usan detergentes naturales que no contaminan los rios y los mares. Incluso vienen en botellas rellenables con lo que produces menos residuos.
Los bares, cines, centros comerciales,... tienen sus aparatos de acondicionamiento de aire y sus luces funcionando a pleno rendimiento haya gente o no. Sin embargo, en tu casa eso sólo ocurre si hay gente. ¿Hay alguna razón mejor para salir por ahí?
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres